La ONU lamenta el fracaso de su iniciativa de alto el fuego tras los fuertes bombardeos en Siria

El Comité de Coordinación local informó de la muerte de al menos 104 personas

Publicado el 06/11/2012
Etiquetas: Acción humanitaria, Emergencia, Necesidades, Refugiados

El Comité de Coordinación local informó de la muerte de al menos 104 personas

El anuncio del pasado 24 de octubre de alto el fuego en Siria se anuló por completo con los peores bombardeos aéreos desde agosto sobre los barrios de Zamalka, Irbin y Qaboun. El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, lamentó la falta de acuerdo y se mostró especialmente decepcionado porque las partes no respetasen el llamamiento para suspender los combates.

Refugiados sirios (Bulent Kilic / AFP)

Por su parte, el mediador internacional de la ONU y la Liga Árabe para Siria, Ladjar Brahimi, señaló que pese al desacuerdo continuarán haciendo “todos los esfuerzos posibles” y que están dispuestos a “cooperar con todos los actores internos y externos con el fin de disminuir el nivel de violencia, poner fin a la violencia y comenzar el proceso de construcción de una nueva Siria”. A pesar de todo, Brahimi descartó el despliegue de cascos azules de la ONU en Siria, donde han muerto más de 32.000 desde que comenzó el conflicto hace un año y medio.

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados quiso aprovechar la tregua para proporcionar sus recursos a miles de familias en Siria. El objetivo era hacer llegar paquetes de ayuda de emergencia a unas 65.000 personas con sábanas de plástico, equipos de cocina, colchones, mantas, artículos de higiene, etc.

En este sentido, el representante de ACNUR en Siria, Tarik Kurdi, al enterarse del acuerdo de alto el fuego manifestó: “Nosotros y nuestros socios queremos estar en una posición que nos permita movernos con rapidez si así lo permiten las condiciones de seguridad en los próximos días”.

Sin embargo, con el cese del alto el fuego la ayuda humanitaria no ha llegado en su totalidad, ya que la Media Luna Roja Siria únicamente pudo entregar una quinta parte la ayuda a 2.800 familias, en vez de las 13.000 previstas.

Según el diario británico The Guardian, la portavoz de ACNUR Sybella Wilkes afirmó que van a seguir intent\\ando que se entregue la ayuda. “En general, esperamos tener un acceso adecuado y seguro. Este fin de semana es ilustrativo del tipo de desafíos a los que nos enfrentamos cu\\ando la seguridad no es total”, añadió.

La actuación de ACNUR es muy importante en Siria, ya que forma parte de la respuesta humanitaria de la ONU allí, donde al menos 1,2 millones de personas necesitan la ayuda de los organismos internacionales para sobrevivir.

María Muñoz

Fuentes: BBC, Diario ABC, Público, Farodevigo.es